Calle de Corsega 81, Barcelona

Un fin de semana en Bolonia

Un fin de semana en Bolonia.La dotta, la grassa, la rossa, la turrita. Bolonia es la dotta por su antigua Universidad, el Alma Mater Studiorum, fundada en 1088. Fue la primera universidad del mundo occidental y el primer centro de estudio del derecho. También es conocida como la grassa por sus platos tradicionales: mortadela, lasaña, tortellini, tagliatelle al ragù, tigelle y crescentine. La rossa no sólo por su pasado político, sino también por los muros de las casas medievales, los tejados que colorean la ciudad de rojo. Por último, Bolonia es la turrita, por sus más de cien torres construidas desde la Edad Media. Hoy en día, el símbolo de la ciudad son las dos torres, conocidas como las Torres de los Asinelli y la Garisenda. 

¿Qué visitar en Bolonia?  

Bologna: Fontana del Nettuno | bologna blog

Plaza Mayor y la Fuente de Neptuno 

Construida en 1200, sólo en el siglo XVI comenzó a ser conocida como Plaza Mayor. La parte central de la plaza se caracteriza por una plataforma peatonal, apodada crescentone, construida en 1934. Es un rectángulo elevado de granito rosa y blanco. Se dice que el nombre deriva de la crescente, el típico pan plano salado boloñés. 

En la Plaza Mayor se encuentra la Fuente de Neptuno, uno de los símbolos de la ciudad, una obra renacentista construida a instancias del Papa Pío IV tras el Concilio de Trento.

LA TORRE DEGLI ASINELLI

La torre de los Asinelli 

Un fin de semana en Bolonia. Es la torre medieval más alta de Italia (97,20 m) y, junto con su torre “hermana” Garisenda, es el símbolo de Bolonia. Fue erigido con fines defensivos, por voluntad imperial, y luego pasó a la familia Asinelli. Cuenta la leyenda que la torre se construyó por iniciativa de un joven que transportaba arena y grava con sus burros. Durante uno de sus frecuentes viajes, vio a una hermosa chica y se enamoró de ella. Le declaró su amor y le pidió a su padre que se casara con ella, pero éste se burló de él y le dijo: “Te casarás con ella cuando traigas como dote la torre más alta de la ciudad”. Dicho y hecho: el joven enamorado encontró un cofre lleno de oro mientras recogía grava a lo largo del río, y con ello, en sólo nueve años, construyó la torre, consiguiendo así casarse con su enamorada. 

Plaza de Santo Stefano y las siete iglesias

En la plaza de Santo Stefano se encuentra el famoso complejo de Santo Stefano delle sette Chiese, construido sobre un templo romano dedicado a Isis, a instancias del obispo Petronio (hoy patrón de la ciudad). Del conjunto de siete iglesias construidas originalmente, se conservan tres, en el lado opuesto de la calle Santo Stefano, rodeadas por dos arcadas que se abren para formar la plaza.

Jardines Margherita 

Son el lugar ideal para relajarse y descansar. Se construyó siguiendo el modelo del jardín inglés. Se pueden reconocer cedros, robles, tejos y tilos, pinos y plátanos. 

El Mercato di Mezzo

Es uno de los lugares más históricos y representativos de la cultura gastronómica de Bolonia. Se encuentra a un paso de la Playa Mayor y de las callejuelas de la antigua pescadería del mercado: desde la Edad Media, éste ha sido el lugar de los sabores y del encuentro, del comercio, de la memoria y de la tradición gastronómica de la ciudad. Transformado, tras la Unificación de Italia, en el primer mercado cubierto de la ciudad, en 2014 fue objeto de un importante proyecto de recuperación y reurbanización.

Parma a ver quien la conoce? 

Dejar un comentario